El crowfunding es un esquema de fondeo colectivo que ha estado en boga. Ya sea para abrir un restaurante o para terminar una película, se trata de una audaz opción de financiamiento para levantar proyectos. Los Bienes Raíaces no son la excepción. Este esquema permite obtener rendimientos por apoyar financieramente un proyecto como socio o por prestar a desarroladores, absorbiendo los riesgos que implican estas inversiones sin que necesariamente se adquiera el inmueble en su totalidad. 

Crowdfunding-inmobiliario-2

Comprar un inmueble para conseguir rendimientos puede ser difícil de costear para un solo comprador. El crowfunding es hoy una alternativa para obtener los beneficios de las operaciones de Bienes Raíces con una inversión que va desde los 25 mil pesos hasta los 100 mil pesos.  En este caso se reúnen a posibles inversionistas que participan aportando dinero para proyectos que van desde la construcción de una casa, de un departamento o de todo un conjunto inmobiliario.

crowdfunding-inmobiliario.jpg

A partir de un reportaje de El Economista, Juan Carlos Castro CEO de Briq define al crowfunding como “un mecanismo en el cual gente con tickets pequeños puede acceder a una de las clases de activo más grandes y rentables del mundo, a la que tradicionalmente era difícil tener acceso con inversiones pequeñas”. Briq es una plataforma para el crowfunding  como Inverspot y Expansive, cada una con sus propias características.

Las dos formas de crowfunding son de deuda y de capital. En el primero, se le otorga al desarrollador un préstamo del inversionista; en el de capital, el que invierte figura como socio en el desarrollo del proyecto. En el esquema de deuda, el desarrollador inmobiliario se compromete a pagar el préstamo más una tasa de interés fija en cierto plazo determinado. El inversionista recibe los intereses pero sólo podrá tener sus rendimientos hasta que el desarrollo sea vendido. Los rendimientos anuales en el esquema de deuda varían entre un 12 y 14%.

En el esquema de capital, el socio es sujeto a obtener más ganancias pues los rendimientos que genere el inmueble serán suyos pero variables. También puede obtener sus ganancias cuando deseé aunque sólo podrá disponer del capital invertido sin rendimientos. Dependiendo del éxito del desarrollo, los rendimientos pueden ser del 15 a 20% (en algunos casos hasta del 30%). Sin embargo si el proyecto tiene pérdidas, también serán de la misma proporción que de los posibles rendimientos.

Ya sea como prestamista o como socio, el crowfunding inmobiliario permite reunir capital a través de la participación en conjunto de varios inversionistas con montos pequeños. Las plataformas de crowfunding evalúan el potencial de rendimientode cada proyecto y seleccionan a los más viables para financiar. 

fp_info_prestamo_051216.png

** Artículo original en eleconomista.com “Crowdfunding, un medio para invertir en inmuebles” de Juan Tolentino Morales publicado el 4 de diciembre de 2016